Adviento es un tiempo bello de esperanza para la venida del Señor, para transformarnuestro mundo en el Reino de Dios, para divinizarlo, haciéndolo una nueva

creación,porque “si alguno está en Cristo,nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todasson hechas nuevas (2 Cor 5, 17). Y el que estaba sentado en el trono dijo: “He aquí, yo hago nuevas todas las cosas” (Apc 21, 5). El Señor hace nuevas todas las cosas porque él las llena de sí mismo, es decir, todos los que creen en él, son bautizados, y lo imitan.

Adviento es el tiempo de la encarnación, el misterio en que Dios asume nuestra naturaleza, nuestra humanidad, para vestirse de ella, llenándola de sí mismo, de sudivinidad, de su esplendor, y así divinizándola, haciéndola nueva y resplandeciente. Así es el mundo transformado en el Reino de Dios, iluminado desde dentro, llenado del amor divino y “del conocimiento del Señor, como las aguas cubren el mar” (Is 11, 9). En Adviento nos preparamos para esto, para que el lobo more con el cordero en nuestra  tierra, y el leopardo con el cabrito (Is 11, 6), y para que Dios resplandezca “en nuestros corazones, para iluminación del conocimiento de la gloria de Dios en la faz de Jesucristo” (2 Cor 4, 6). Dios nació en nuestra naturaleza, en nuestra humanidad, en nuestra carne,iluminándola, divinizándola, llenándola de esplendor.Es por ello que hay tanto esplendor en nuestra observancia de Adviento y Navidad.

Es porque vemos un reflejo en la tierra durante Adviento y Navidad de este esplendor divino. Vemos este esplendor porque durante Adviento nos purificamos con san Juan el Bautista en el desierto. En el desierto nos vaciamos de la superficialidad de este mundo, para poder ser llenados del esplendor divino y de la paz celestial. Y siendo llenados así de su divinidad, somos iluminados y transformados para vivir en el amor divino y compartirlo con todos. Así participamos en la transformación del mundo en el Reino de Dios, un Reino pacífico, lleno del conocimiento y de la experiencia del amor divino.

Debemos vivir en alegre expectativa para la venida del Señor. Es un encanto de esperanza en que estamos invitados a vivir. Y no queremos romper este encanto. Más bien queremos abundar “aun más y más en ciencia y en todo conocimiento” (Fil 1, 9), para ser “sinceros e irreprensibles para el día de Cristo, llenos de frutos de justicia” (Fil1, 10-11).

¡Qué alegría estar ya irreprensibles delante de Dios por los méritos de Cristo, listos ya para el día de Jesucristo, para este día de alegría y gloria, este día de esplendor y luz!

Podemos crecer en este amor divino al amar a nuestro prójimo, porque “Dios es amor; y el que permanece en amor, permanece en Dios, y Dios en él” (1 Jn 4, 16).

¡VIGILAD!

QUIERO ESTAR EN VELA, SEÑOR

Preparado para que, cuando Tú llames, yo te abra 

Despierto para que, cuando Tú te acerques, te deje entrar 

Alegre para que, cuando Tú te presentes, veas mi alegría 

QUIERO ESTAR EN VELA, SEÑOR 

Que, el tiempo en el que vivo, no me impida ver el futuro 

Que, mis sueños humanos, no eclipsen los divinos 

Que, las cosas efímeras, no se antepongan sobre las definitivas 

QUIERO ESTAR EN VELA, SEÑOR 

Y que, cuando nazcas, yo pueda velarte 

Para que, cuando vengas, salga a recibirte

Y que, cuando llores, yo te pueda arrullar 

QUIERO ESTAR EN VELA, SEÑOR 

Para que, la violencia, de lugar a la paz 

Para que los enemigos se den la mano 

Para que la oscuridad sea vencida por la luz 

Para que el cielo se abra sobre la tierra

QUIERO ESTAR EN VELA, SEÑOR

Porque el mundo necesita ánimo y levantar su cabeza

porque el mundo, sin Ti, está cada vez más frío 

Porque el mundo, sin Ti, es un caos sin esperanza 

Porque el mundo, sin Ti, vive y camina desorientado

QUIERO ESTAR EN VELA, SEÑOR

Prepara mi vida personal: que sea la tierra donde crezcas

Trabaja mi corazón: que sea la cuna donde nazcas

Ilumina mis caminos: para que pueda ir por ellos y encontrarte

Dame fuerza: para que pueda ofrecer al mundo lo que tu me das

Quiero estar, en vela, Señor

Entre otras cosas porque, tu Nacimiento,

será la mejor noticia de la Noche Santa

que se hará madrugada de amor inmenso en Belén.

¡VEN, SEÑOR!

 

inmaculada-de-murillo-dun-escotoEl día 30 de noviembre comienza en la Parroquia de San Andrés la novena de la Inmaculada organizada por la Asaociación de padres de los Colegios El Redín y Miravalles. El horario es un poco cambiante y será el sigiente:

Días 30 (sábado), 2(lunes), 4 (miércoles), 5 (jueves) y 7 (sábado) en la Parroquia a las 7:00 de la tarde

Dís: 1(domingo), 3(martes) y 8 (domingo) en el colegio Miravalles

Día: 6(viernes) en la Parroquia a las 12:00

Sant_Andrea El 30 de noviembre es la fiesta de San Andrés Apóstol, titular de nuestra parroquia.  Tendremos una misa solemne a las 13.00 en su honor. Asistirá la Corporación Municipal presidida por el Alcalde y cantará la misa el coro parroquial.

SanFranciscoJavier7 El día 3 de diciembre, martes, es la Fiesta de San Francisco Javier. En Navarra es día de Precepto con lo cual en la parroquia los horarios de Misas serán como en los días de fiesta, a las 10.30 y a las 12,30.

Buscar
Santoral
Juan Damasceno (pbro dr), Juan Calabria (relg), Teófanes (mr), Osmundo (ob), Anón (ob), Bernardo (card), Melecio (ob), Adrenilda (ab), Bárbara (vg mr), Ada (vg), Bertoaria (mja), Iza. Beato: Francisco Gálvez (pbro mr)
Hemeroteca
diciembre 2019
LMXJVSD
« Nov  
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031